Devocional Semanal

¿Cómo Tener Gozo en Medio de la Prueba?

El gozo viene cuando nos damos cuenta que el fuego hace que el producto final sea más valioso y hermoso.


“Amados hermanos, cuando tengan que enfrentar problemas, considérenlo como un tiempo para alegrarse mucho porque ustedes saben que, siempre que se pone a prueba la fe, la constancia tiene una oportunidad para desarrollarse.” (Santiago 1:2-3)

¿Por qué permite Dios las pruebas en nuestra vida? Las pruebas ayudan a aumentar nuestra fe y dependencia en Dios. La Biblia dice que nuestra fe es como el oro que necesita ser purificado y refinado por fuego. El gozo viene cuando nos damos cuenta que el fuego hace que el producto final sea más valioso y hermoso.

El Sufrimiento Vendrá

Nuestra esperanza no puede estar basada en una vida cómoda y sin problemas aquí en la tierra. Jesús dijo: “Aquí en el mundo tendrán muchas pruebas y tristezas; pero anímense, porque yo he vencido al mundo.” (Juan 16:33) Jesús dice que debemos esperar sufrimiento. El dice que tendrá pruebas. Él no dice “si vienen las pruebas”. La promesa de Jesús es que tendremos victoria sobre las cosas del mundo, no felicidad en ellas. La Biblia nos advierte a no amar las cosas del mundo y sus placeres (1 Juan 2:15-17). El mundo se está desvaneciendo y junto con él, sus placeres.

El Sufrimiento Aumenta la Fe

Jesús murió para hacernos santos y justos. La fortaleza de nuestra fe y nuestro carácter es más importante para Él que nuestra felicidad pasajera. “…esperamos con confianza y alegría participar de la gloria de Dios. También nos alegramos al enfrentar pruebas y dificultades porque sabemos que nos ayudan a desarrollar resistencia. Y la resistencia desarrolla firmeza de carácter, y el carácter fortalece nuestra esperanza segura de salvación. (Romanos 5:2b-4)

Cuando llegan las pruebas, estás nos obligan a confiar en Dios. Nos damos cuenta que no podemos depender de nuestra fortaleza y conocimiento. Jesús quiere que creamos en Sus promesas sin importar nuestra situación actual.

Enfóquese en el Gozo

Cuando nos enfocamos en Jesús y las cosas del Cielo, vemos nuestras pruebas aquí en la tierra como algo temporal. Ellas no se pueden comparar a las cosas maravillosas que Dios tiene preparadas para nosotros en el cielo.

“Ningún ojo ha visto, ningún oído ha escuchado, ninguna mente ha imaginado, lo que Dios tiene preparado para quienes lo aman.” (1 Corintios 2:9). Nosotros podemos soportar el sufrimiento cuando tenemos fe en las promesas de Dios sobre la eternidad. Jesús mismo pudo soportar la cruz “debido al gozo que le esperaba…” (Hebreos 12:2b)

Nuestra oración debe ser: “Quiero entender lo que realmente importa, a fin de llevar una vida pura e intachable hasta el día que Cristo vuelva. Estar siempre lleno del fruto de la salvación —es decir el carácter justo que Jesucristo produce en mi vida— porque esto traerá mucha gloria y alabanza a Dios.” (Filipenses 1:10-11).


Ore esta semana:

Dios le muestre cuándo esté amando demasiado a este mundo

¿Le gusta este contenido?

¿Le gustó lo que acaba de leer? Suscríbase para recibirlo en su buzón como un e-mail

Suscríbase