Devocional Semanal

Mostrar Aprecio

Debido a lo que Jesús hizo en la cruz, nuestros muchos pecados han sido perdonados, nuestra relación con Dios ha sido restaurada, y viviremos eternamente en gozosa comunión con Él y Sus Hijos.

Escrito por Hope on 16/02/2014

Uno de ellos, al verse ya sano, regresó alabando a Dios a grandes voces.” (Lucas 17:15)
“Den gracias a Dios en toda situación, porque esta es su voluntad para ustedes en Cristo Jesús.” (1 Tesalonicenses 5:18)

Durante el tiempo de Jesús, la lepra era mucho más que una enfermedad de la piel. Aquellos que padecían esta enfermedad eran considerados “impuros”, y como consecuencia perdían sus empleos, sus familias y sus amigos.

Estoy seguro que todos los diez hombres que Jesús sanó de lepra (Lucas 17:11-19) SE SENTÍAN extremadamente agradecidos. Sin embargo, solamente uno regresó a Jesús y expresó su agradecimiento verbalmente. El Señor aplaudió la acción de agradecimiento de este hombre, la cual quedó grabada el resto de la historia.

¡Antes de conocer a Jesús, nuestra condición era peor que la lepra! Nosotros éramos considerados impuros por Dios (y Su opinión es la única que importa). Habíamos perdido nuestra relación con Dios y estábamos condenados al castigo y sufrimiento eterno. Es decir, estábamos muertos en nuestros pecados. (Efesios 2:1)

Pero mediante la gran misericordia de Dios, “nos dio vida con Cristo”. (Efesios 2:5) Debido a lo que Jesús hizo en la cruz, nuestros muchos pecados han sido perdonados, nuestra relación con Dios ha sido restaurada, y viviremos eternamente en gozosa comunión con Él y Sus Hijos. ¡Cuánto más debemos agradecerle diariamente por estas y cientos de otras bendiciones más!

El dar gracias a Dios con regularidad no tan sólo es un mandamiento sino que es bueno para nosotros. Numerosos estudios muestran que las personas que expresan su agradecimiento como un estilo de vida son más felices y emocionalmente saludables.

Esta semana, en la sección de Orar, Interesarse por otros y Compartir a Jesús, aprenderá algunas maneras prácticas para demostrar su agradecimiento a otros.

ORAR, INTERESARSE POR OTROS Y COMPARTIR A JESÚS

“El Poder del Agradecimiento”
Efesios 4:29

En esta guía, a menudo enseñamos que es importante orar al Señor para que bendiga las personas que usted conoce o ve a diario, los lugares que usted visita y las tareas que realiza. Esto incluye a aquellas personas con las cuáles ha tenido o tiene algún conflicto, ahora mismo.

Dios quiere que usted bendiga a las personas demostrándoles su agradecimiento, no importa su religión, trasfondo u ocupación. Al hacer esto, usted será un gran ejemplo del amor y la gracia de Cristo, atrayendo a las personas hacia Él.

Su demostración de agradecimiento siempre debe ser genuina y sincera. Siempre que viajo en avión, yo saludo a la asistente de vuelo con sinceridad, agradeciéndole su servicio durante el vuelo. A menudo me acerco a los que recogen la basura en un parque de diversiones o al que dirige el trafico después del servicio de la iglesia, y les agradezco por hacer un buen trabajo. De hecho, recientemente le agradecí a un desconocido fuera de una tienda por haber llevado su carrito de comprar al área de parqueo en vez de dejarlo, de manera descuidada, donde pudiera dañar el auto de otra persona.

Hay muchas maneras en las que usted puede demostrarle a una persona su agradecimiento. El escritor Gary Chapman, autor del libro “Los Cinco Lenguajes del Aprecio” menciona en su libro que hay cinco maneras principales de demostrar nuestro aprecio ya sea en público o en el trabajo: 1) usando palabras, 2) regalos tangibles, 3) dedicando tiempo de calidad, 4) actos de servicio, y 5) el contacto físico apropiado. Por ahora, hablemos de las primeras dos.

El mostrar su aprecio usando palabras de afirmación es una bendición para casi todas las personas. Estas palabras pueden ser afirmando algunos aspectos del carácter o reconociendo y alabando un servicio excelente.

El libro de Chapman señala que la mayoría de las personas incluyéndolo a usted, responden mejor a ciertas maneras de reconocimiento. Así que investigue y luego ponga en práctica las maneras que serán de mayor bendición a las personas a su derredor. Otras maneras de mostrar su aprecio de manera más tangible es con pequeños regalos o notas de agradecimiento. Cuando usted recibe un buen servicio en un restaurante, usted puede mostrar su agradecimiento siendo generoso con la propina. Al observar el comportamiento de la gente, usted rápidamente puede aprender sus maneras preferidas de recibir reconocimiento. Si tiene dudas, preste atención a la guía del Espíritu Santo.


Ore esta semana:

Para que Dios le ayude para demostrar su aprecio hacia los demás

¿Le gusta este contenido?

¿Le gustó lo que acaba de leer? Suscríbase para recibirlo en su buzón como un e-mail

Suscríbase