Devocional Semanal

¿Por Qué Sigo Repitiendo el Mismo Pecado?

Dios puede renovar nuestras mentes para ayudarnos a evitar repetir los mismos pecados.

Escrito por Hope on 30/08/2016

“Realmente no me entiendo a mí mismo, porque quiero hacer lo que es correcto pero no lo hago. En cambio, hago lo que odio.”

Romanos 7:15

¿Alguna vez ha sentido que sigue repitiendo los mismos pecados una y otra vez? Todos somos pecadores y no podemos evitar hacer lo malo. Afortunadamente, Dios puede renovar nuestras mentes para ayudarnos a evitar repetir los mismos pecados.

Dios Nos Hizo Humanos

La Palabra de Dios dice que Él “hizo todas las partes delicadas e internas del cuerpo (humano), ¡haciéndolo (el cuerpo) maravillosamente complejo!” (Salmos 139:13-14) Dios creó nuestros cerebros así como también nuestros cuerpos; ambos forman hábitos. Los hábitos del cerebro son llamados “patrones de pensamiento”. Nuestros buenos hábitos y patrones de pensamientos positivos pueden ser usados para agradar a Dios.

El Pecado Corrompió al Mundo

Los humanos naturalmente seguimos “los deseos de la carne y la mente”. (Efesios 2:3) Como pecadores, creamos patrones de pensamientos negativos que construyen hábitos pecaminosos en nuestras vidas. Algunas veces, nuestros cerebros tienen el hábito de enfocarse en las cosas malas, y nos atascamos en el pecado. Sin embargo, a través del poder de Jesucristo, usted no tiene que sentirse atascado repitiendo el mismo pecado una y otra vez.

Dios Renueva Nuestras Mentes

El pueblo de Dios fue instruido a “dejar que Dios los transforme en una nueva persona cambiando su manera de pensar” (Romanos 12:2). Debemos dejar que Dios tome control sobre nuestros malos pensamientos para que podamos ser más piadosos. ¿Está listo para dejar que Dios renueve su mente? Haga clic aquí para aprender cómo recibir a Cristo y dejar que Dios transforme su vida.

La Biblia nos anima a “llevar cautivo todo pensamiento a la obediencia de Cristo”. (2 Corintios 10:5) Cuando quiera cambiar su comportamiento, tiene que ignorar sus hábitos pecaminosos y dejar que el poder de Dios le sane. Hoy, “concéntrense en todo lo que es verdadero, todo lo honorable, todo lo justo, todo lo puro, todo lo bello y todo lo admirable. Piensen en cosas excelentes y dignas de alabanza.” (Filipenses 4:8) Con la ayuda de Dios, no repetirá más el mismo pecado.


Ore esta semana:

Padre, ayúdanos a eliminar todo patrón de pensamiento negativo y malos hábitos en nuestras vidas.


¿Cuál es la clave para romper un hábito pecaminoso? Le puede ayudar el memorizar Filipenses 4:8.

¡Conéctese con alguien hoy para ayudarle a memorizar este versículo!

¿Le gusta este contenido?

¿Le gustó lo que acaba de leer? Suscríbase para recibirlo en su buzón como un e-mail

Suscríbase

Artículos relacionados

Un Padre Perdonador

Una de las historias más conocidas de Jesús, se conoce tradicionalmente como “El Hijo Pródigo”, pero debería mejor llamarse “El Padre Perdonador ”.

Lea más